Santa Fe de Guanajuato
Teniendo fe, lo tengo todo

San Cayetano

 

 

Presbítero cofundador de los Clérigos Regulares Teatinos

 

(1480 - +1547)  Fiesta: 7 de Agosto.

 

Nació en Vicenza el año 1480. Estudió derecho en Padua y, después de recibida la ordenación sacerdotal, instituyó en Roma la sociedad de Clérigos regulares o Teatinos, con el fin de promover el apostolado y la renovación espiritual del clero. Esta sociedad se propagó luego por el territorio de Venecia y el reino de Nápoles. San Cayetano se distinguió por su asiduidad en la oración y por la práctica de la caridad para con el prójimo. Murió en Nápoles el año 1547.

 

Su padre, el Conde Gaspar de Thiene y su madre María di Porto. El padre murió cuando los dos hermanos eran muy pequeños. Su piadosa madre dio a sus hijos un admirable ejemplo.

 

Cayetano estudió 4 años en la Universidad de Padua donde se distinguió en la teología y se doctoró en derecho civil y canónico en 1504. Fue nombrado senador en Vicenza.

 

Estaba, sin embargo, decidido a seguir los estudios sacerdotales. Se trasladó a Roma en 1506. Decía que Dios le llamaba a realizar una gran obra. Al poco tiempo fue nombrado secretario privado del Papa Julio II. Ayudaba al Papa a escribir las cartas apostólicas. Conoció de cerca a cardenales y prelados.

 

El Papa muere en 1513 y Cayetano decide no continuar en el cargo. Se preparó durante 3 años para ser sacerdote. Fue ordenado en 1516, a los 36 años. Celebra su primera misa y queda sobrecogido por el don del que no se considera digno.

 

Funda en Roma la "Cofradía del Amor Divino", una asociación de clérigos que se dedicaba a promover la gloria de Dios. Tuvo su primera experiencia pastoral en la parroquia de Santa María de Malo, cerca de Vicenza; luego se dedicó a cuidar los santuarios esparcidos por el monte Soratte.

 

Ingresó en el oratorio de San Jerónimo que tenía los mismos fines que la cofradía del Amor Divino, pero incluía a laicos pobres. Sus amigos se molestaron mucho por eso, porque consideraban que aquello era indigno para un hombre de gran alcurnia como él. A Cayetano no le importó. Ayudaba y servía personalmente a los pobres y enfermos de la ciudad y atendía a los pacientes de las enfermedades repugnantes.

 

Cayetano se preocupaba mucho por el bien espiritual de su congregación. Solía decir: "En el oratorio rendimos a Dios el homenaje de la adoración, en el hospital le encontramos personalmente".

 

Fundó otro oratorio en Verona. Se trasladó a Venecia en 1520, siguiendo el consejo de su confesor, Juan Bautista de Crema, un dominico santo y prudente. Se alojó en el hospital de la ciudad y siguió la misma forma de vida. Se le consideraba fundador principal del hospital por todos los regalos que hizo.

 

La Eucaristía

 

Implantó la bendición con el Santísimo Sacramento y promovió la comunión frecuente, en los 3 años que vivió en Venecia. Escribió: "No estaré satisfecho sino hasta que vea a los cristianos acercarse al Banquete Celestial con sencillez de niños hambrientos y gozosos, y no llenos de miedo y falsa vergüenza".

 

La cristiandad pasaba por un periodo de crisis. La corrupción debilitaba a la Iglesia. Cayetano era uno de los que más imploraban la verdadera reforma de vida y de costumbres dentro de la Iglesia. Repetía a menudo: "Cristo espera, ninguno se mueve".

 

Fundador

 

San Cayetano regresó a Roma para hablar de la reforma con los miembros de la Cofradía del Amor Divino en 1523, en compañía del obispo de Teato Giampietro Carafa, de Bonifacio Colli y de Pablo Consiglieri. No solo predicó la reforma, sino la llevó a cabo fundando con sus tres compañeros una orden de Clérigos Regulares que tomasen como modelo la vida de los Apóstoles. La llamaron "Ordo Regularium Theatinorum" o Congregación de los Teatinos (el nombre de padres teatinos viene del episcopado de "Teate Marrucinorum"), y tenía como finalidad principal la renovación del clero.

 

Clemente VII aprobó la fundación el 14 de septiembre de 1524. Cayetano renuncia a todos sus bienes y Carafa a los 2 episcopados de Brindis y de Chieti.

 

Los 4 primeros miembros visten sus hábitos religiosos y hacen los votos en San Pedro, ante un delegado pontificio. Carafa es nombrado superior general de la orden. Aparte de la renovación del clero, sus otros objetivos eran la predicación de la sana doctrina, el cuidado de los enfermos y la restauración del uso frecuente de los Sacramentos.

 

Los seguidores no eran muchos. A los 4 años, en 1527, cuando la orden tenía 12 miembros, el ejercito saqueó la ciudad, la casa fue destruida y ellos escaparon a Venecia. En 1530 San Cayetano sucede a Carafa en el cargo de superior. Por su humildad, lo hace con renuencia.

 

Trabaja enérgicamente por la reforma del clero. En 1533, Carafa fue elegido superior general por segunda vez. Cayetano es enviado a Verona, donde recibe oposición a sus reformas.

 

Viaja a Nápoles para fundar una casa de su orden. Recibe una casa donada por el conde de Oppido y rechaza otros terrenos. El conde alega que los napolitanos no eran tan ricos y generosos como los venecianos a los que San Cayetano le responde: "Tal vez tengáis razón, pero Dios es el mismo en ambas ciudades. Dios está en Nápoles como en Venecia".

 

Se quedó en Nápoles donde había mas trabajo. La ciudad mejoró notablemente gracias a las prédicas y el trabajo apostólico del santo, que en ocasiones tuvo que enfrentarse con laicos y religiosos que predicaban el calvinismo, el luteranismo y otros errores.

 

Fundó con el Beato Juan Marinoni los "Montes de Piedad" para liberar de la miseria a los pobres y marginados. Esta obra fue aprobada poco antes del Concilio de Letrán. En sus últimos años de vida abrió hospicios para ancianos y fundó hospitales.

 

Cae enfermo en el verano de 1547. Los médicos le aconsejan poner un colchón sobre su cama de tablas, el respondió: "Mi salvador murió en la cruz; dejadme pues, morir también sobre un madero".

 

Murió en Nápoles a la edad de 77 años, el domingo 7 de agosto de 1547.

 

Ocho años después de su muerte, el teatino Carafa fue elegido Papa, con el nombre Pablo IV, un auténtico reformador, aunque su pontificado fue muy impopular.

 

Cayetano fue canonizado en 1671 después que la comisión encargada terminara de examinar rigurosamente los numerosos milagros.

 

San Cayetano, ruega por nosotros, para que imitemos tu amor por Cristo, por la Iglesia y por los pobres.

 

 

Oración Para el Trabajo con la Ayuda de San Cayetano

 

San Cayetano, interviene por mí, para que encuentre un buen trabajo y para que no me falte nada, ni el pan de cada día. ¡Oh, San Cayetano!, no me desampares que yo te lo agradeceré por siempre, Amén.

 

Otra oración a San Cayetano

 

¡Oh glorioso San Cayetano!, Aclamado por todas las naciones; Padre de Providencia, porque con portentosos milagros socorres a cuantos te invocan con fe en sus necesidades. Te suplico me obtengas del Señor oportuno socorro en las angustias presentes y sea ello prueba de la bienaventuranza eterna. Amén.

 

 

Bienvenidos...

 

Esta pagina, esta pensada en usted, usted que día con día busca acercarse y mejorar su relación día con día con Dios; A efecto de mejorar tal relación, aquí encontrara unos prácticos consejos, para mejorarla con oraciones que le ayudaran en su petición; así como también, fotografías de algunos de los santos más milagrosos, que se encuentran en esta ciudad de Santa Fe y Real de Minas de Guanajuato.

 

 

Guanajuato, es una ciudad católica por convicción; en el año de 1557, Don Perafán de Ribera la bautizo como villa de Santa Fe y Real de Minas de Guanajuato.

 

 

Oficialmente fue fundada en 1570. En el año de 1741, Guanajuato recibió el  título de ciudad por el rey Felipe quinto de España.  Sin duda es, una tierra bendecida por Dios, pues no-solo hizo que las generosas entrañas de este sitio, compartieran sus bastas riquezas; Si no que a diferencia de otras ciudades, en un acto de gran amor, ha generado gran cantidad de milagros y múltiples favores, y con un gran numero de abogados, que nos sirven con su intercesión, para lograr alivio a nuestras penas terrenales, ya sea que estén dentro del municipio o que se veneren en algún municipio vecino.

 

 

El objetivo primordial es compartir, dándole a la vez a conocer al mundo, las bendiciones, de poder contar en esta ciudad, con milagrosos gestores de nuestras múltiples necesidades, ante Dios nuestro creador. A la vez, que deseamos darle al mundo una cara diferente, de la que hasta hoy se conoce; pues Guanajuato, no-solo es una ciudad minera, una ciudad con profundas raíces históricas y culturales, tierra enigmática de fabulosas historias, leyendas y consejas y un destino turístico de excelencia, sino que además y por si fuera poco, es una ciudad religiosa y creyente; la ciudad de “la santa fe”.

 

 

Por lo anterior, lo invitamos a explorar esta pagina, conocer y a disfrutar de este invaluable tesoro escondido de Guanajuato, que por demás esta decir, solo muy pocas ciudades en el mundo conocen...

 

 

También le invitamos a participar en esta página, si conoce de alguna oración, compártenosla, lo mismo si deseas dar las gracias por un favor recibido; solo escríbanos un e-mail, poniendo su nombre o sus iniciales, motivo o milagro y el nombre del santo al que se le agradece.

© 2019 Santa Fe de Guanajuato