Santa Fe de Guanajuato
Teniendo fe, lo tengo todo

ORACIONES A LA DIVINA PROVIDENCIA

 

 

1.- Oración para la suerte.

 

 

 

Divina providencia, tu que eres el autor de todo lo creado, yo invoco la sublime influencia del Padre Eterno. ¡Oh! Diosa Fortuna, muéstrame tus dones para obtener éxito, para que mi casa y mi persona prosperen.

 

 

 

Gran Poder oculto, invoco tu suprema presencia, para que mi camino se vea iluminado, por el faro de la Fortuna. Invoco al Espíritu Santo para que ilumine mi camino, solo pido merecer por vuestra intervención la eterna bienaventuranza, Amén.

 

 

 

2.- A la Divina Providencia.

 

 

 

¡Oh Divina Providencia! ,¡Concédeme tu clemencia y tu infinita bondad!

 

Arrodillado (a) a tus plantas a Ti caridad portento.

 

Te pido para mi y los míos Casa, Vestido y sustento.

 

Concédeles la salud, llévalos por buen camino.

 

Que sea siempre la virtud, la que los guía en su destino.

 

Tú eres toda mi esperanza; Tú eres el consuelo mío.

 

En lo que mi mente alcanza, en Ti creo, en ti espero, y en Ti confío.

 

Tu Divina Providencia, se extienda a cada momento.

 

Para que nunca nos falte Casa, Vestido y sustento.

 

Ni los Santos Sacramentos en el último momento. Amén.

 

 

 

3.- Salmo 23

 

 

 

El señor es mi pastor, nada me falta

 

Me hace descansar en verdes pastos,

 

Me guía a arroyos de tranquilas aguas,

 

Me da nuevas fuerzas y me lleva por caminos rectos, Haciendo honor a su nombre.

 

Aunque pase por el más oscuro de los valles,

 

No temeré peligro alguno, porque tú, señor estás conmigo

 

Tu vara y tu bastón me inspiran confianza.

 

Me has preparado un banquete ante los ojos de mis enemigos,

 

Has vertido perfume en mi cabeza, y haz llenado mi copa a rebosar.

 

Tu bondad y tu amor me acompañan a lo largo de mis días y en tu casa, ¡OH Señor!, Por siempre viviré. Amén.

 

 

 

4.- Para cuando escasea el dinero.

 

 

 

Dios es mi inagotable provisión.  En este momento estoy desorientado y no sé por donde encontrarla; Así vengo a Ti, Señor, en procura de Luz. Indícame el camino por donde voy a resolver esta necesidad y por donde voy a encontrar mi prosperidad. Toma todos mis humildes esfuerzos y hazlos prosperar. Te doy gracias porque esto ya está hecho. Veo que mi provisión viene a mí, amplía, segura, sostenida. Gracias Padre.

 

 

 

5.- Oración para las Cuestiones económicas

 

 

 

Señor que has creado al universo, y lo has dotado de riquezas incalculables, ven en nuestra ayuda; Señor que cuidas de los lirios del campo, y las aves del cielo, los vistes, los nutres y haces prosperar, manifiesta sobre nosotros, tu providencia paterna; Ayúdanos señor, ya que nuestra salvación, solo puede venir, de personas honestas y buenas; Infunde en el corazón de nuestros prójimos, el sentido de la caridad, la honestidad y la justicia.

 

 

 

Cuida de nuestros cuerpos, para que podamos corresponder más fácil a tu gracia divina, y sentir que sobre nosotros, sobre nuestras preocupaciones y angustias, vela tu amor de padre.

 

6.- Oración a la Santísima Trinidad

 

 

 

Dios santo, poderoso, inmenso, desde el trono de vuestra majestad, dirigid una mirada compasiva, a este gusano de la tierra, que postrado y lloroso, demanda vuestra clemencia; Santo, santo, santo.

 

Señor Dios de los ejércitos, llenos están los cielos y la tierra de vuestra gloria y en medio de tanta grandeza, ¿escucharéis mis gemidos?

 

¡Sí!, Porque sois mi Dios, ¡Sí!, Porque al llamaros Dios Padre, Dios Hijo y Dios Espíritu Santo, pongo en vos mi fe, confieso mi redención y espero el cumplimiento de vuestra palabra, con cuanta ternura, señor repito:

 

Santo, santo, santo, señor, mí corazón se dilata y siente un regocijo extraordinario, mi fe de tal manera se aumenta, que estoy seguro, cierto de que seré feliz.

 

Hoy he dicho Santo, santo, santo; pues la peste no emponzoñara mi pobre aliento, la desnudez, la miseria, el hambre no llegará a mis puertas; el rayo, el temblor y la centella y el incendio, me respetarán y mis enemigos temblarán a mi presencia, pues verán en mi frente al auxilio divino; mis labios y mi lengua, que os han alabado, estarán tranquilos, y en mi corazón, descansará la paz, la resignación y la conformidad en un todo con vuestra suprema voluntad.

 

En mis enfermedades, repetiré mil veces: Santo, santo, santo y este dulce nombre, será mi escudo.

 

Dios mío, ten piedad de mí, y que si hoy fuere llamado a juicio, tenga en mi favor, haber repetido constantemente: Santo, santo, santo, señor Dios de los ejércitos, llenos están los cielos y la tierra de vuestra gloría. Amén.

 

 

 

7.- Oración para dar Gracias

 

(Día primero de cada mes)

 

 

 

Recibe, oh señor, estas tres monedas, que aquí deposito para el culto de tu divina providencia; que ellas sean el emblema de las tres potencias de mi alma, que esta siempre amparada, bajo tu manto paternal, y a la vez, te pido: que mi pobre cuerpo, goce de casa en que habitar, de ropa con que cubrirse y de un pan, conque alimentarse, Así sea.

 

En el nombre del Padre (se deposita la primer moneda)

 

En el nombre del Hijo (se deposita la segunda moneda)

 

En el nombre del Espíritu Santo (se deposita la última moneda) Así sea.

 

Tu divina providencia, se extienda a cada momento, para que nunca nos falte: casa, vestido y sustento.

 

Despertó señor mi cuerpo, para que os sirva mi alma y en está primera hora, como en todas las de mi vida, me entrego a vos, mi Dios, Amén.

 

 

 

8.- Ofrecimiento santísima Trinidad

 

 

 

Divinidad invisible. Padre, hijo y espíritu Santo, fuente de todo bien y mar donde todo acaba. Tú nos has creado a imagen y semejanza. Haz que todos mis pensamientos, mis palabras, aspectos de mi corazón y todas mis acciones sean siempre conformes a tu santísima voluntad. Después de haberte visto por tu manifestación aquí en la tierra y a través de la opacidad de la fe, podamos por fin contemplarte cara a cara en perfecta unión estando contigo en el cielo para siempre. Amén.

 

 

 

9.-Otra oración

 

 

 

Dios todopoderoso y eterno, nos han dado nosotros, tus siervos, que profesamos la fe verdadera, la gracia de conocer la gloria de tu santísima Trinidad y adorar la unidad en el poder de la divina majestad. Te pedimos nos concedas que, por nuestra fidelidad en la misma fe, nos veamos siempre defendidos de todo peligro. Por Cristo Nuestro Señor. Amén

 

 

 

Al finalizar sus oraciones diga siempre lo siguiente: Te alabo, padre todo poderoso. Te alabo, Dios hijo, nuestro señor y Salvador. Te alabo, espíritu de amor. Un solo Dios y tres personas, permanece junto a mí en el templo de mi alma. Te revela aquí mismo en lo más profundo de mi ser. Acércame más a ti en participación de tu vida y amor. No hay palabras para describir tu poder, tu gloria excede toda medida, tu misericordia es infinita. Imposible decir lo mucho que ha más al hombre. Concédeme los tesoros de tu compasión y misericordia participando de tu vida divina. Que yo viva con mayor perfección la vida que profesó y llegue a la vida del reino.

 

 

 

 

Bienvenidos...

 

Esta pagina, esta pensada en usted, usted que día con día busca acercarse y mejorar su relación día con día con Dios; A efecto de mejorar tal relación, aquí encontrara unos prácticos consejos, para mejorarla con oraciones que le ayudaran en su petición; así como también, fotografías de algunos de los santos más milagrosos, que se encuentran en esta ciudad de Santa Fe y Real de Minas de Guanajuato.

 

 

Guanajuato, es una ciudad católica por convicción; en el año de 1557, Don Perafán de Ribera la bautizo como villa de Santa Fe y Real de Minas de Guanajuato.

 

 

Oficialmente fue fundada en 1570. En el año de 1741, Guanajuato recibió el  título de ciudad por el rey Felipe quinto de España.  Sin duda es, una tierra bendecida por Dios, pues no-solo hizo que las generosas entrañas de este sitio, compartieran sus bastas riquezas; Si no que a diferencia de otras ciudades, en un acto de gran amor, ha generado gran cantidad de milagros y múltiples favores, y con un gran numero de abogados, que nos sirven con su intercesión, para lograr alivio a nuestras penas terrenales, ya sea que estén dentro del municipio o que se veneren en algún municipio vecino.

 

 

El objetivo primordial es compartir, dándole a la vez a conocer al mundo, las bendiciones, de poder contar en esta ciudad, con milagrosos gestores de nuestras múltiples necesidades, ante Dios nuestro creador. A la vez, que deseamos darle al mundo una cara diferente, de la que hasta hoy se conoce; pues Guanajuato, no-solo es una ciudad minera, una ciudad con profundas raíces históricas y culturales, tierra enigmática de fabulosas historias, leyendas y consejas y un destino turístico de excelencia, sino que además y por si fuera poco, es una ciudad religiosa y creyente; la ciudad de “la santa fe”.

 

 

Por lo anterior, lo invitamos a explorar esta pagina, conocer y a disfrutar de este invaluable tesoro escondido de Guanajuato, que por demás esta decir, solo muy pocas ciudades en el mundo conocen...

 

 

También le invitamos a participar en esta página, si conoce de alguna oración, compártenosla, lo mismo si deseas dar las gracias por un favor recibido; solo escríbanos un e-mail, poniendo su nombre o sus iniciales, motivo o milagro y el nombre del santo al que se le agradece.

© 2019 Santa Fe de Guanajuato